Blog

«Back to all Articles

Cabomar Congelados eleva hasta el 98% el cumplimiento de plazos, reduciendo ‘stocks’ y otros costes, con la digitalización de la cadena de suministro de la mano de Digital Enterprise

Last update on Jan. 22, 2019.

Cabomar Congelados eleva hasta el 98% el cumplimiento de plazos, reduciendo ‘stocks’ y otros costes, con la digitalización de la cadena de suministro de la mano de Digital Enterprise

Cabomar Congelados, empresa especializada en el procesado y conservación de pescado, crustáceos y moluscos y ubicada en Puerto Marín (Pontevedra), ha logrado elevar hasta el 98% el cumplimiento de plazos, reduciendo ‘stocks’ y otros costes, gracias al proyecto de transformación digital de la cadena de suministro y de las operaciones que ha llevado a cabo de la mano de Digital Enterprise. Con ello, ha aumentado en un año en un 15% la tasa de cumplimiento de plazos, derivado, entre otros, de la reducción de los tiempos de planificación y la estandarización de la gestión administrativa.

Son algunos de los beneficios tangibles que se derivan de un proceso que ha dotado a la empresa de una mayor visión industrial, que le ha ayudado a detectar y combatir ineficiencias y con el que han podido eliminar cuellos de botella como era el tiempo necesario para calcular los plazos que requiere la realización de un pedido. Además, la visión global de sus procesos ha dotado a la empresa de la capacidad de priorizar las tareas según el grado de urgencia de los diferentes clientes y le ha permitido lograr una mejora en el nivel de servicio, reduciendo los costes de producción, gracias a la racionalización de recursos en áreas como la de ‘stocks’. Además, la ha dotado de criterios claros para la toma de decisiones sobre la priorización de plazos de entrega por cliente.

«Hemos logrado un proceso importante de estandarización y de organización interna y ahora tenemos flujos claros de información, interlocutores claros y una misma información que manejamos todos», explica el director de la cadena de suministro, David Bouzas, quien resalta que las herramientas implantadas les proporcionan un dibujo claro de la planta, de sus procesos y de sus máquinas, lo que facilita la toma de decisiones y la detección de problemas. Además, se han establecido estándares de cómo debe circular la información por las distintas áreas de la empresa (comercial, backoffice, producción, almacenes, logística…) desde que entra un pedido hasta que se sirve al cliente.

La empresa, señala, se ha dotado de una visión más global de sus procesos internos y de una mayor «agilidad, facilidad y visión para planificar y tomar decisiones en tiempo real» para hacer frente a imprevistos o para asumir nuevos pedidos y establecer prioridades entre ellos. Con ello, ha logrado la reducción de los tiempos de planificación –gracias al estándar de método y la automatización de procesos y tareas– y una mayor visión industrial que se ha traducido en una reducción de las ineficiencias organizativas y productivas. También, el dimensionamiento de la planta industrial a la demanda real en cada momento, para responder en plazo a las demandas de los clientes.

El director de la cadena de suministro destaca que la experiencia ha abierto además «nuevas puertas de mejora» en aspectos como los métodos organizativos, de procedimiento y de integridad de datos, por lo que valora de forma muy positiva que «no sólo se han cumplido las expectativas planteadas inicialmente», sino que además se ha detectado «mucho margen para nuevos proyectos de digitalización» en el área de planificación de la cadena de suministro. 

Todo ello ha sido posible gracias a la metodología propia de Digital Enterprise y a la aplicación de herramientas como el Digital Enterprise Scan y, una vez confirmada la madurez de la empresa para iniciar la transformación digital y detectadas las áreas en las que se quería empezar a trabajar en la digitalización, la implantación de herramientas como el planificador Simatic IT Preactor APS (Advanced Planning & Scheduling) y Traksys, con los que han podido implementar mejoras en la rutina de planificación. Además, se ha mejorado la integración entre sistemas y se ha avanzado también en la digitalización de la gestión y en la mejora de sus procedimientos, lo que ha convertido a Cabomar en una auténtica ‘smart factory’ y la ha llevado a interiorizar el concepto de Digital Factory. 

 

Next entry

Previous entry

Similar entries